martes, 19 de marzo de 2013

Demanda dragado muelle Sabana de la Mar



Turistas y pasajeros tienen que abordar una pequea embarcación que lo lleva al bote, anclado a unos 150 metros

Manuel Antonio Vega

SABANA DE LA MAR.- Construido hacia 1796, cuarenta años después de la fundación del municipio, el embarcadero o muelle es un verdadero escollo para el transporte marítimo entre Sabana de la Mar y Samaná, debido al bajo calado y la sedimentación que arrastra el río Yabón.
Por el viejo embarcadero o muelle de Sabana de la Mar, utilizado para cruzar pasajeros hasta Samaná, la carga pesquera en período de observación de las ballenas jorobadas,  transitan más del 40% de los turistas que quieren conocer Los Haitises, Cayo Levantado, Cayo de Los Pájaros y otros atractivos, es casi imposible embarcarse, y se observa como turistas caen a las enturbiadas aguas.
Aura Saldaña (Cuchy), alcaldesa del municipio, advirtió que es de urgencia un dragado, porque en poco tiempo será imposible el tráfico de personas para cruzar la bahía y llegar a los destinos turísticos que bordean la zona y que atraen a tantos turistas.
Denunció que los botes de carga y de pasajeros tienen que quedarse a una distancia de más de 150 metros, donde reciben a los turistas, pasajeros, bultos y maletas, debido a que los sedimentos que arrastra el río Yabón por la parte norte de la costa de Sabana de la Mar, impiden que las embarcaciones lleguen hasta el embarcadero, el cual presenta deterioro.
El muelle está rodeado al norte y sur por cementerios de pequeñas yolas y cayucos en desusos que han ido dejando pescadores, pero que ahora dan un aspecto aldeano al entorno.
En el municipio no hay una cultura de limpieza al embarcadero que tantos beneficios han dejado a pescadores y tripulantes de embarcaciones.
La obsoleta estructura que sirve de muelle en Sabana de la Mar, ha recibido varias transformaciones  siendo la primera en 1907, hecha por  el ciudadano de nacionalidad inglesa, Emilio Oneill, según consta en el libro de actas de sesiones del cabildo local de la época.
Este primer muelle fue construido en tablones de madera,  curada con pintura de alquitrán o RCDO. El mismo debido a que el mar llegaba hasta el lugar donde se inicia el actual estaba sujetado con pilotes sobre el mar.
La longitud no ha variado nunca, pero en el período presidencial de Joaquín Balaguer  1970-1974, fue ampliado  hacia los laterales, permitiendo una mayor concentración de personas y cargamentos.
Después de su construcción en 1974 se han realizado tres procesos de dragados algunos un poco incompletos, pero no se ha podido evitar caiga a la costa los sedimentos que arrastra el río Yabón, que penetra por la parte norte del costero municipio, dando aspecto de turbiedad a las aguas de la playa, que no es utilizada por los lugareños por el alto grado de contaminación.
Por el pequeño embarcadero, que urge de un rápido dragado más del 40% de los turistas de la zona Este del país que durante el periodo febrero- abril se incluye en su paquete turístico ep espectáculo de las ballenas jorobadas, cuyo escenario es la Bahía de Samaná. Además de los pasajeros que transitan diariamente a Samaná y viceversa.
La pequeña flota pesquera existente en la comunidad cuyas labores de pesca desarrollan en el Banco de la Plata también utiliza este muelle para desembarcar sus productos cuyo destino principal es abastecer la zona hotelera de todo el Este del País de marisco y peces, pero muchas ocasiones se le dificulta el regreso a la costa por los sedimentos acumulados en las aguas marinas.
Félix de la Rosa, el más documentado historiador de Sabana de la Mar, sostiene que la sedimentación es el principal escollo que presenta el muelle de Sabana de la Mar y demandó del gobierno central invertir en el dragado, tras indicar que por ahí comienza el desarrollo del turismo en la provincia de Hato Mayor.
“Debido a la sedimentación del puerto las naves acuáticas presentan grandes problemas para desembarcar y ponen en peligro la vida de cuantos transitan por esta importante vía que  sirve para unir el Cibao con el Este, a través de la Bahía de Samaná”, sostiene en declaraciones a Atacando.net.
Dijo que en el gobierno de Hipólito Mejía se hizo un intento de sanear el muelle, pero que el trabajo quedó trunco, porque de manera extraña fueron retirados los equipos de la Marina de Guerra del lugar.
Muchos turistas llegan a Sabana de la Mar, movido por la belleza que hay en la zona, pero inmediatamente llegan al muelle y ven que tienen que coger una pequeña embarcación, propenso a caer al agua, para poder llegar al bote, se desencantan y muchos se devuelven a los hoteles de Higüey, La Romana y Juan Dolio, para evitar morir ahogado en las turbias aguas de la bahía.
Cada año para el mes de octubre se celebra en Sabana del Festival Marino, donde participan decenas buzos que cruzan a nado la bahía de Samaná, siendo la atracción del evento el nadador Marcos Díaz, quien ahora cruzará el Estrecho de Gibraltar
HISTORIA
El historiador Félix de la Rosa, quien colaboró para esta historia, explica que para el 1796 según la descripción topográfica de la parte Española de la Isla de Santo Domingo realizada por Manuel L. Morau existía en el lugar donde hoy se encuentra el muelle actual un pequeño fondeadero de poco calado para los buques de aquella época; pero no es hasta el 1907 donde se tiene información del inicio de los trabajos de construcción del muelle bajo la dirección del ciudadano de nacionalidad inglesa  E. Oneill (libros de actas del Ayuntamiento Municipal).
Este primer muelle fue construido en madera  con tablones de madera curada con pintura de alquitrán o RCDO. El mismo debido a que el mar llegaba hasta en lugar donde se inicia el actual estaba sujetado con pilotes sobre el mar.
El mismo tenía la longitud que el actual, el cual fue construido en el periodo gubernamental 1970-1974 por el fenecido presidente Joaquín Balaguer. Después de su construcción se han realizado tres procesos de dragados, pero siempre  incompletos.
Es de urgencia que el gobierno disponga el dragado del embarcadero o muelle de Sabana de la Mar, para evitar siga siendo una vergüenza en la región de la ballena y sigan cayendo turistas a las enturbiadas aguas, provocada por la sedimentación que arrastra el río Yabón por el litoral norte de costero municipio, perteneciente a la provincia Hato Mayor.

Fuente: atacando.net

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada